El Centro Operativo Avanzado Curazao – Aruba lucha de frente contra el narcotráfico

WASHINGTON- El Centro Operativo Avanzado Curazao-Aruba trabaja con distintas agencias en la lucha contra organizaciones criminales transnacionales.

Los países socios y los Estados Unidos se encuentran en alerta permanente en su lucha contra el tráfico de drogas. El Centro Operativo Avanzado Curaçao/Aruba (FOL en inglés), también conocido como Centro de Seguridad Cooperativa, es un centro táctico que permite a los EE. UU. y los países socios utilizar las pistas del Aeropuerto Internacional Curaçao-Hato y del Aeropuerto Internacional Reina Beatrix, para apoyar los esfuerzos contra redes de amenazas a la seguridad.

El FOL Curazao – Aruba surge de un acuerdo de 10 años de cooperación en materia de defensa y seguridad, firmado en marzo de 2000 y renovado en 2010 entre los Estados Unidos y los Países Bajos.

Curazao-Aruba presta apoyo a operaciones de la Fuerza de Tarea Conjunta Interagencial Sur (JIATF Sur) en la detección, monitoreo y seguimiento de aeronaves y embarcaciones involucradas en el tráfico de drogas ilícitas, cuyos cargamentos parten de Sudamérica, cruzan el mar Caribe y continúan por México hasta llegar a los EE. UU. La Fuerza Aérea de los EE. UU. gestiona las actividades diarias del FOL Curaçao/Aruba y brinda apoyo operacional y logístico las 24 horas en materia de cooperación interagencial para misiones antidrogas.

“Nuestra misión consiste en facilitar operaciones de base aérea avanzadas en apoyo a las operaciones aéreas multinacionales antidrogas de detección, monitoreo y seguimiento en la región que lleva a cabo la JIATF Sur”, dijo el Teniente Coronel de la Fuerza Aérea de los EE. UU. James Sinclair, comandante del FOL Curazao-Aruba. “Operamos en un entorno de confianza y trabajo conjunto con nuestros socios y agencias de los EE. UU. Tenemos una sólida relación con los gobiernos de los Países Bajos, Curazao y Aruba”.

El FOL Curazao-Aruba coordina todos los requerimientos logísticos para colaborar en operaciones de interdicción apenas recibe información del Centro de Mando de la JIATF Sur, ubicado en la Base Aeronaval Cayo Hueso, Florida. Su aeródromo recibe aeronaves P-8, P-3C y C-130 Hércules, entre otras, para asegurar la disponibilidad de vuelos de vigilancia encargados de detectar embarcaciones y aeronaves de cárteles de droga.

(Fuente: www.Dialogo-americas.com)

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.