Por Daniel Collura – Muchos acontecimientos recientes me han obligado a redactar estas notas que con mucha decepción escribo. Revisando diferentes medios y redes sociales, veo como en diversos países se empiezan a sensibilizar con la situación de Venezuela. Situación que afecta en temas migratorios, económicos y sociales y que por simple empatia diversos gobiernos y representantes internacionales se deberían y algunos ya se han pronunciado.
En el caso de Curazao el Defensor del Pueblo ha rechazado la conducta agresiva de funcionarios policiales al momento de deportar a diferentes personas que no se encuentran solventes con sus permisos bien sea por la razón que sea. Conducta que siempre he rechazado, porque antes de tomar algún tipo de acción se debe investigar y buscar la mejor manera de resolver y ayudar para finiquitar el hecho presentado.
Sin embargo analizando diferentes grupos y redes sociales, viendo las noticias diarias y por acontecimientos vivenciales, me doy cuenta que aunque muchos políticos y entes internacionales  defiendan al venezolano por su situación y busquen ayudarnos, mientras el venezolano no sienta empatia y se una con sentimiento realmente de ayuda con sus propios hermanos venezolanos, seguiremos hundidos en el mismo pozo sin fondo que se encuentra nuestro amado país. Veo como se destruyen grupos, equipos, negocios, reputaciones y hasta familias por comentarios y acciones malsanas tomadas por los mismos venezolanos.
Es increíble ver la ignorancia en la que hemos caído, una ignorancia que pone al egoísmo por delante de cualquier cosa y persona llevando al prójimo a su destrucción consciente o inconscientemente. Ese mismo egoísmo que solamente pensaban y piensan actualmente personas que se encuentran en el gobierno venezolano y que sólo les importa su propio bienestar. Es el mismo egoísmo con el que actúa el venezolano inclusive en el exterior después de salir de un país en donde gracias al pensar solamente en uno mismo, está dominado por la corrupción la maldad y el poder que solamente tienen los que piensan en sí mismos.
Amigo/a venezolano despierta y ponle un fondo a ese pozo, entiende que la ayuda no viene del exterior, la ayuda debe venir del Interior de cada uno de nosotros, que hasta que no despertemos de ese gran enemigo llamado Ego y empecemos a pensar todos como una unidad, que sin ningún tipo de interés propio sino interés colectivo actuemos unidos, vamos a seguir 40 años más en este mismo problema. Creo que si el venezolano fuese a un mundial de fútbol cada quien buscara quitarle la pelota al compañero y actuaríamos uno contra otros a ver quien es el mejor en meter gol, debemos despertar de la ignorancia y actuar como lo hacen  los grandes equipos de fútbol, todos unidos como un equipo y así estemos donde estemos empezaremos a recuperar a una gran nación que gracias a nuestra desunión y egoísmo hoy se encuentra en la peor historia que hemos podido contar.

NOTA: Las opiniones expresadas en artículos de opinión y remitidos en general, no necesariamente reflejan la opinión de Noticias Curazao. Cada autor es responsable por el contenido de sus artículos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.