Freewinds se mantiene en cuarentena por brote de sarampión

WILLEMSTAD – Las 318 personas que se encuentran en el barco Freewinds deberán permanecer a bordo, al menos, hasta el próximo miércoles. 41 de estas personas poseen tarjetas de vacunación, por lo cual no representan ningún peligro para la comunidad local.

Muestras de sangre de 277 pasajeros y tripulantes ya han sido enviadas a Holanda para ser examinadas. El barco perteneciente a la Iglesia de la Cienciología permanecerá amarrado en el muelle de Prinshendrickkade durante este tiempo.

El Freewinds se vio obligado a retornar a su base en Curazao, luego que haberse detectado la presencia del virus del sarampión en al menos un pasajero. El sarampión es sumamente contagioso y potencialmente peligroso, en particular, para aquellos que no han sido vacunados contra esta enfermedad.

Las personas que recientemente estuvieron a bordo del Freewinds deben reportarse lo antes posible, para realizarse las pruebas necesarias y descartar la presencia del virus. El Departamento de Salubridad del Gobierno de Curazao ha dispuesto una línea especial para este fin, el número es 0800-0888.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.